SECRETOS DE LA TERAPIA METAMÓRFICA EN LAS PERSONAS MAYORES

   La terapia metamórfica no es solo una forma más de poder ver la relación entre cuerpo, mente y espíritu, sino es una asignatura pendiente en estos tiempos de enfermedades sociales de todo tipo que terminan con la salud física y mental de muchas personas. Nadie debería extrañarse que el cuerpo reaccione a la mente y esta al entorno. Nadie debería extrañarse que el entorno sea manipulable y que, por esa característica, el hombre caiga en el gregarismo social.

Caballos desbocados
Hay situaciones que incitan al gregarismo

Somos incapaces de alzar la voz, ya no digamos de cambiar de dirección, cuando la mayoría se dirige hacia un punto concreto. Hoy en día plantear que hay intereses económicos creados para mantener  un sistema productivo de fármacos de todo tipo, que solo pretende más que curar, crear adicciones de todo tipo, sería una herejía pseudocientífica, pero la realidad que va más allá de la propaganda del beneficio a cualquier costo, es que las terapias que intentan armonizar cuerpo y mente de una manera no violenta, de una forma natural, escuchando a nuestro cuerpo y a nuestra emociones, está en auge por más que les pese a muchos imperios de los fármacos y por más que les pese a quienes, por ignorancia o por complicidad, siguen creyendo en una medicina que usa y abusa de la tradición.

QUÉ ES LA TERAPIA METAMÓRFICA Y QUIÉN LA DEBERÍA USAR

 No sería ni exagerado ni descabellado decir que la terapia metamórfica debería ser de obligado estudio desde la más tierna infancia. En un modelo social donde el ser humano fuese centro del entramado social, y no de intereses de todo tipo que solo persiguen el dominio de unos sobre otros como hoy la tradición impone, en otro modelo, digo, los infantes humanos deberían aprender, teórica y prácticamente, esa vinculación entre mente, cuerpo y espíritu.

desbloqueos en los pies
Desbloqueando el cuerpo denso

   La terapia metamórfica tiene el objetivo de remover los bloqueos emocionales, mentales y espirituales que se instalan en el cuerpo apoderándose de él y obstaculizando el desarrollo armónico de esa unidad de cuerpo mente y espíritu que somos.  Obstáculos que a la postre terminan con mil y una enfermedades de todo tipo. Quizá para curar una depresión venga bien un buen abrazo, un buen masaje y hablar mucho con quien debemos hablar y no atiborrarse de pastillas que solo aleja más al deprimido de la realidad que lo circunda.

masajes en la cabeza
Aliviando y removiendo el cuerpo mental

La terapia metamórfica se ejecuta en forma de masajes sobre las tres áreas del cuerpo, pies, manos y cabeza. Los pies corresponden al cuerpo denso (físico-material y vital energético). Las manos corresponden al cuerpo emocional (donde se remueven bloqueos emocionales). La cabeza corresponde al cuerpo mental (mente inferior o concreta, pensamientos, ideas, mente superior, intuición, más cerca del espíritu o alma).

   La terapia metamórfica tiene como base algo tan simple que pasó desapercibido para los amantes de la ciencia médica tradicional, o eso se quiso imponer, de que todo está interconectado. Que el cuerpo, la mente y el espíritu no solo no van por libre, sino que es imposible que vayan por libre y que lo que pase a uno, influye en los otros.

Toda célula es afectada por las emociones
Tus bloqueos emocionales, espirituales, influyen en cada célula de tu cuerpo

También esconde la terapia metamórfica un secreto solo destinado a mentes libres, a saber, que el cuerpo y la mente pueden renacer a cada instante, que nadie está condenado al sufrimiento eterno. Pero esto es otro cantar.

LA TERAPIA METAMÓRFICA EN LAS  PERSONAS MAYORES

   La excelente persona y excelente terapeuta metamórfica, Marina Celaya, tiene el don en sus manos. Como suele decirse, sin caer en espejismos lingüísticos, si las personas supieran el poder que tienen  las manos, las usarían mucho más para su propia salud y no tanto para incitar al odio y la maldad. Las personas mayores tienen una desventaja con respecto a los jóvenes a la hora de acumular experiencias, tiene mayor número de horas vividas en estas sociedades enfermas de las que emergen un sinfín de enfermedades de todo tipo. Si bien la solución al mal social, a las enfermedades sociales, que se rastrea en mil síntomas, pude estar en otras esferas, lo cierto es que las personas mayores pueden equilibrar su nueva etapa con la terapia metamórfica.

Buscar el equilibrio emocional, espiritual y corporal es pilar en la Terapia Metamórfica

Sí, equilibrar. Una de los peores desequilibrios que emergen en la tercera y cuarta edad tiene que ver con los estados emocionales alterados a los que llegaron por una vida gregaria, con todo tipo de traumas causados por creencias que tenían que comer y digerir, les gustase o no. No es broma, llegar a mayor en estas sociedades enfermas, ni es fácil ni garantiza una vejez en paz consigo mismo y su entorno. Más que consejos sacados de una tradición que solo aspira a que el virus del mal se siga esparciendo de una generación a otra  o de mil píldoras para alcanzar una falsa felicidad, deberían nuestros mayores acercarse a terapias alternativas, como la Terapia Metamórfica. Si los tildan de locos, no importa. Si su locura les lleva a una felicidad no basada en pociones químicas, sino en suaves masajes, qué importa que los llamen locos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *